Sueños

Ahí estabamos tú y yo, en mi sueño digo. En mi sueño yo te preguntaba con ira si le habías visto, si habías visto sus ojos azules, si le habías visto caminar, si os encontrasteis en el lugar acordado a la hora acordada. Tú respondías que, efectivamente, le habías visto y que también le escuchaste hablar, que os encontrasteis en un soleado día y que en cuanto la niebla se fue pudisteis veros las caras.
Ahí quiero irme, quiero gritarte y no puedo, se asoma una lágrima y entonces comprendes el daño que has hecho y que puedes hacer y no lo niegas, pero dices que no era de forma rara que solo sois amigos y que nunca harías eso.
Pero claro, es un sueño y en sueños te perdono en sueños sigues estando ahí, en sueños, siempre en sueños porque en la vida real nos alejamos hace tanto que mis ojos no conciben la idea de abrazarte o de consolarte si quiera, hace tanto que mi cerebro no se ve capaz de mantener una conversación normal contigo, pero ya ves, las cosas cambian y tu hace tiempo que te quedaste atrás.
Blanca

Anuncios
Categorías: Tops de las semanas | Etiquetas: , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: